Email: info@sexpol.net
91.522.2510

Categoría : Género

Climaterio, menopausia y sexualidad

Raquel Alicia Gadea
Máster en Sexología y Género

La menopausia es el fin de la menstruación de la mujer que marca también el fin de su etapa reproductiva (1). Es un cambio fisiológico que puede variar mucho en cada caso. Para la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Federación Internacional de Ginecología y Obstetricia (FIGO) la menopausia se produce cuando la mujer lleva 6 meses con amenorrea (2).

Menstruar entre mitos y tabúes

Marta Arroyo Blázquez
Máster de Sexología y Género

Nuestro conocimiento de la menstruación se basa en los anuncios de compresas y tampones que vemos en la televisión. Anuncios que, la mayoría de las veces, son más surrealistas que una película de Hollywood. El mensaje predominante que nos transmiten es que nuestros olores y nuestros fluidos son sucios y asquerosos, y que necesitamos estar en constante vigilancia con nuestra limpieza y frescura si no queremos ofender a los demás (Northrup, 2007).

¿Cómo se vive la sexualidad desde las masculinidades?

David Romera Herrero
Máster en Sexología y Género

Aunque a día de hoy podemos encontrar una multitud de referencias a trabajos, estudios, instituciones o recursos relacionados con el género procedentes de distintos lugares del mundo, y, a pesar de que este conforma una parte esencial de nuestra identidad desde hace milenios (desde que se habla de hombres y mujeres al menos), los primeros usos del término, y, por tanto, su visibilización, no aparecen en el ámbito académico hasta mediados del pasado siglo en Occidente.

La violencia estética y sexual en el cuerpo de las mujeres

Paula García Díez
Master en sexología y género

El feminismo esta a la orden del día como forma de visibilización y reivindicación de todas las discriminaciones que sufrimos por el simple hecho de ser mujeres.

Una de las formas de violencia hacia las mujeres tiene que ver con sus cuerpos, con el control de los mismos. Es cierto que, está instaurada en la sociedad, normalizada, y por tanto, es una violencia prácticamente invisible. Esta forma de control y discriminación se plasma a través de la imagen, de los cánones de belleza y del modelo de sexualización femenina.

Desterrando la Violencia de Género

Sheila Tamayo Villahoz
Master Terapia Sexual y de Pareja

La violencia de género es una realidad que tiene lugar en la sociedad de hoy, una sociedad PATRIARCAL, en la que perpetúa la superioridad de los hombres sobre las mujeres y en la que se asignan a las personas, roles y atributos en función de su género.  La violencia se ha convertido en un instrumento de DOMINACIÓN y de CONTROL. Los hombres maltratadores han aprendido, a través de este proceso de socialización patriarcal, que la violencia es el mejor método para alcanzar el control y dominar a la mujer.

Caricias y carencias

Elena Troyano Murillo
Máster en Sexología y Género

Caricias.

Parece como si la palabra no pudiera hacer daño, parece blanda, suave, inofensiva. Parece como si fuera imposible no desearlas. Daína, la perra que convive en la casa que comparto, me chupa insistentemente mi pecho y yo comienzo a pensar si es la forma en que puede mostrarme su afecto; quizá sólo sea que le gusta el sabor de mi piel, quizá investigue qué tal estoy. Pero sus lametones, sus jugosas caricias son las que me orientan a la hora de encauzar este artículo.

La escuela como agente de cambio y socialización del género

María Vanesa Quiroga
Master de Sexología y Género

De un tiempo a esta parte la institución educativa está en el punto de mira para que aborde y de solución a la violencia de género en la sociedad. (Datos obtenidos de la encuesta publicada en el Informe sobre la Percepción Social de la Violencia Sexual en España de 2018 elaborado por la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género / Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad).

Aproximación ética al activismo feminista

Héctor Fernández
Máster en Sexología y Género

Para justificar la necesidad de una visión feminista activa en la sociedad empezaremos basándonos en unos fundamentos éticos que deben ser no sólo epistemológicos si no también prácticos, con cierto carácter universal y transcendente. Debemos reconocer la dificultad de este punto ya que somos producto del pensamiento posmoderno que derribó todos los grandes dogmas que, en gran medida, encerraban y encorsetaban la moral y el pensamiento humano, pero que, como resultado de esta emancipación, dejan al ser humano en toda su miseria abandonado a su suerte y a su escasa autonomía.

Bisexualidad: Creo en los unicornios

Katherine Atenas Valdés
Máster Sexología y Género

La bisexualidad es como los unicornios, en la medida de que su existencia está determinada por la mirada verificadora de las/os observadoras/es, de  las/os guardianas/es de la orientación sexual (se dice que todas/os tenemos un/a policía interno/a para reestablecer el orden sexual); si te ven de la mano con una persona de “distinto sexo” se reconocerá que eres heterosexual, pero si te ven besándote con una persona de tu “mismo sexo” se asumirá que eres lesbiana o gay, rara vez  se puede apreciar a un trío heterogéneo de personas acariciándose, o a un grupo de gente diversa expresando abier­tamente sus deseos amorosos. Entonces, ¿Cómo se puede demostrar la existencia de la bisexualidad?, ¡espera!, ¿es que la bisexualidad está a prueba?… Por eso les digo que la bisexualidad es como los unicornios, en el fondo tienes que creer en ellos, tienes que creer para que sus sueños y deseos se vuelvan realidad. 

Sexismo benevolente y sus implicaciones en la sociedad

Ana María Prada Rodríguez
Máster en Terapia Sexual y de Pareja

 

“En ese momento apareció un príncipe a lomos de un brioso corcel y nada más contemplar a Blancanieves quedó prendado de ella. Quiso despedirse besándola y de repente, Blancanieves volvió a la vida, pues el beso de amor que le había dado el príncipe rompió el hechizo de la malvada reina” – Cuento Blanca Nieves y los Siete Enanos.

A lo largo de la historia y en diferentes localizaciones, la discriminación se hecho presente de múltiples maneras y con diversas repercusiones. El caso del sexismo no es la excepción; en tanto ha repercutido y seguirá repercutiendo de muchas diferentes formas en la individualidad de cada persona, en su desarrollo familiar, sexual, social, cultural, laboral y hasta intelectual.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies